novia+con+vestido+gris+lame+y+tocado+velo+negro (1)

Hay que tenerlo claro. Muy claro. Hay que saber lo que llevas y por qué lo llevas. Y pisar fuerte. Sólo así puedes arriesgar –tanto– y ganar. Está claro que esta novia buscaba algo distinto a los tradicionales vestidos de novia. Quizá un pelín demasiado de lamé para mi gusto, pero en general le doy un notable alto. Qué digo. Un sobresaliente, aunque sólo sea por atreverse. Al fin y al cabo, este es un blog “para novias poco convencionales” ¿no? (Por cierto, ella es islandesa y la familia de él, originaria de Sudáfrica. Está claro, no podían casarse en otro lugar que no fuera Nueva York…)